Jueves 18 de Octubre de 2018
1 de Noviembre de 2017 - Elecciones

Buenos Aires-Lucha interna: cómo quedaron los municipios a nivel local

Los habitantes del Conurbano eligieron quiénes serán algunos de sus representantes en el Concejo Deliberante. Hubo cortes de boleta masivos, cambios de bando y pases de factura. El voto vecinal y en qué situación quedaron los recintos.

Pese a que todas las miradas estaban puestas en cómo se rompería el empate técnico ocurrido en las PASO entre Cristina Fernández de Kirchner y Esteban Bullrich, el Conurbano bonaerense fue partícipe de una votación diferente. Aquella que marca el curso de su ritmo cotidiano y que, en una primera instancia, le permite al vecino poner una voz más cercana en un lugar de acción política. La otra elección.
El resultado provincial fue tapa de todos los diarios nacionales. Sin embargo, no todos los distritos siguieron su línea de voto a la hora de poner un representante en el Concejo Deliberante. Dos de los casos más significativos ocurrieron en la primera sección, más precisamente en la zona norte, donde se dio uno de los cortes de boleta más importante de todo Buenos Aires. En San Fernando, una de las cunas de 1País, Alicia Aparicio -esposa del intendente Luis Andreotti- consiguió el 42 por ciento de los votos. El doble de lo alcanzado por Sergio Massa, líder del frente y candidato a senador por la provincia. La tijera sirvió para reconfirmar la gestión del mandamás y para asegurar las 10 bancas en el HCD y de esa manera sostener la mayoría producto del desempate del presidente de turno.
"Trabajamos mucho en la gestión. Llegamos en 2011 con una boleta corta y representando al vecinalismo. Es un reconocimiento al trabajo porque muchos representantes nacionales se hicieron presentes en la zona, pero nunca se acercaron a charlar sobre las problemáticas del distrito. Necesitamos madurez política", le dice a Municipios la concejal electa Alicia Aparicio. "San Fernando está lleno de militantes. Siempre se dice que acá levantás una baldosa y sale un folklorista, un murguero y un político. Y eso siempre es bueno", asegura. Y, para finalizar, agrega que "a nivel provincial la elección se polarizó y ni pudimos meternos en el medio. Estamos trabajando en un 1País para ver los errores y encontrar una propuesta que nos abarque. El Gobierno tiene las manos más libres, pero nosotros esperamos que gobierne para todos. Nosotros damos gobernabilidad a nivel provincial, pero no siempre recibimos lo mismo a nivel local".
Otro de los casos emblemáticos fue el de San Isidro, donde el candidato oficialista Andrés Rolón recibió un 15 por ciento menos de votos que el senador electo Esteban Bullrich. Un corte de boleta significativo que, sin embargo, no rompe la paridad en el Concejo entre la oposición y el possismo, quien sigue teniendo el voto final en la voz de Carlos Castellano. La sorpresa la dio Convocación por San Isidro, el único vecinalismo del Conurbano que es oposición pese a ir con boleta corta. Desde diciembre contarán con 5 concejales, entre ellos Catalina Riganti, de 25 años, una de las famosas quintillizas. 
Vicente López y Tigre, los dos municipios que completan el corredor norte, tuvieron resultados completamente opuestos. El distrito gobernado por Julio Zamora sufrió una de las derrotas más duras y, a la vez, dejó como muestra uno de los Concejos Deliberantes más reñidos de todo el Conurbano: 10 ediles para 1País, 7 para Cambiemos y 7 para Unidad Ciudadana. Como contraposición, en el municipio gobernado por Jorge Macri todo es alegría. Sumado al gran aporte de votos provincial, los comicios legislativos arrojaron la mayor diferencia del partido en toda la provincia: más de 40 puntos con el segundo. Un resultado que se traduce al HCD donde el oficialismo cuenta con 16 concejales contra 4 de Unidad Ciudadana.
Un triunfo que envalentona a Macri y que lo vuelve a poner como principal candidato oficialista -en caso de que Vidal no renueve- para la gobernación de Buenos Aires en 2019. Y en esa línea sucesoria asoma Soledad Martínez, edil electa, quien ya fue señalada por el intendente como su sucesora. "Me veo trabajando como concejal. Lo que viene después, no lo sé. No hago política pensando en qué cargo viene. Me enamoré del camino y me encantaría seguir los pasos de Jorge porque es una gran referencia", asegura Martínez. Y en relación a la elección asegura que "a mayor cantidad de votos, más responsabilidad. Cuando asumimos en 2011 éramos minoría. Buscamos consenso y pudimos generar el cambio. Confío en que la oposición tome el mismo criterio". Y para concluir lanza una de los grandes objetivos de la gestión: "Queremos ser el primer municipio en llegar al 100 por ciento de la conexión de cloacas. Sólo nos resta el 2 por ciento".
Pero la primera sección también arrojó otras verdades. En General San Martín, el intendente Gabriel Katopodis logró mantener la única presencia fuerte de Cumplir en un Concejo Deliberante con los seis ediles que conforman la primera minoría de un escenario en el cual Cambiemos aprovechó las diferencias dentro del peronismo y se consolidó con nueve concejales. No pasó lo mismo en Hurlingham donde Juanchi Zabaleta, el intendente, primero fue con Florencio Randazzo y luego se pasó al cristinismo, un cambio del que también se beneficiaron los representantes macristas, que consiguieron cinco ediles y dejaron el Concejo igualado en 8 concejales por lado. Algo similar a lo que sucedió en Ituzaingó, donde el HCD también quedó igualado.
En el resto de la zona oeste de la primera sección, Unidad Ciudadana demostró que el PJ sigue vivo. En José C. Paz, Merlo y Malvinas Argentinas uno de cada dos vecinos eligió al oficialismo revalidando las gestiones de Mario Ishii, Gustavo Menéndez y Leo Nardini. Estos dos últimos como principales referentes del peronismo que se viene. Por mandato en el caso de Menéndez y por juventud y consolidación en el caso de Nardini, quien con 37 años está al frente de un distrito populoso. Otro buen resultado para el kirchnerismo se dio en Moreno -más medido-, Tres de Febrero -donde los candidatos locales le ganaron una banca al oficialismo y le quitaron la mayoría- y en San Miguel -el oficialismo, en alianza con el massismo, ponía en juego 10 lugares y sólo pudo retener seis-.
La diferencia cardinal se dio en Morón, donde Ramiro Tagliaferro reconfirmó su fuerza a nivel local con el 47 por ciento de los votos para Cambiemos. Un resultado que le permitió sumar dos concejales más y pasar a tener la mitad del total y la definición, en caso de igualdad, desde el punto del presidente del HCD. "El tener la mayoría no significa que las cosas sean automáticas. Hay que dar discusiones que terminen en buenos resultados", asegura el concejal electo Leandro Ugartemendia. Y agrega que "todavía nos falta mucho. Nos lo hace saber el vecino en los timbreos. Pero vamos avanzando. Nos lo hacen ver hasta los vecinos de Hurlingham e Ituzaingó. Tenemos un proyecto importante en lo que refiere al Metrobús. Por suerte, tenemos una interacción muy buena con la provincia".
En la tercera, la elección fue más concreta. Con amplios triunfos de Unidad Ciudadana y dos victorias para Cambiemos en Quilmes y Lanús. Dos municipios con grandes diferencias. En el primero, con Martiniano Molina a la cabeza, no hay respuesta de los vecinos; algo que sí logra Néstor Grindetti en Lanús quien le entregó el único triunfo de la tercera, a nivel provincial, al macrismo. 
Lomas de Zamora, Florencio Varela y Avellaneda son tres casos de triunfo con gusto a poco. En ninguno de los tres municipios el oficialismo logró sostener, o lograr la mayoría por lo que la gobernabilidad tendrá sus dificultades. Algo que sí sucederá en Ezeiza, a quien el kirchnerismo acusó de jugar en su contra -algo que no se tradujo en los resultados-, pese a perder una banca.
Almirante Brown es uno de los casos testigo para el peronismo que se viene. Un ejemplo de construcción desde la unidad. Con el pejotista Mariano Cascallares en la intendencia y Juan José Fabiani, de La Cámpora, como concejal electo. "El que pierde, acompaña. Así debería ser. Y Cumplir y 1País no lo hicieron. Nuestro trabajo siempre fue sumar a todos dentro del peronismo. Hay muchos militantes de Cumplir que ya se pasaron, pero hay otros que todavía le siguen haciendo el caldo gordo a Cambiemos", sentencia Fabiani.
Berazategui fue otro de los casos emblemáticos. Los Mussi, Juan Patricio como intendente y Juan José como primer candidato a concejal, lograron un triunfo contundente que les permitió contar con 15 ediles en el recinto y asegurarse una gran gobernabilidad. En Esteban Echeverría, la distancia del Concejo también quedó amplia: 14 para Unidad Ciudadana y 8 para Cambiemos. Quizá el caso siempre más observado sea La Matanza, donde la intendenta Verónica Magario logró uno de cada dos votos consolidando una gran elección. Pero fue, a la vez, uno de los municipios donde se polarizó más el voto por lo que la oposición -con Cambiemos a la cabeza-, creció en su representación en el HCD.
 
Fuente: Ámbito Financiero

Ingresar Comentario

La Rioja Municipal - La Rioja - Argentina

Diseño y hosting: Luis Vilte